jueves, 27 de agosto de 2009

POR QUE?


Todo oscuro, inmerso en un medio acuoso.
De pronto luz, al abrir los ojos, que se vuelve realidad
Una realidad en la que gateamos, nos sentamos
Para finalmente pararnos.
El tiempo paso, nuestro primer llanto quedo
Alla lejos en el tiempo.
Ahora es momento de caminar.
Primero con movimientos temerosos.
Luego ya firmes, sin preocupación al caernos.
Empezamos a aprender otra cosa.
El comunicarnos, primero con gestos y expresiones corporales, cual mimo.
Pero escuchamos y aprendemos a hablar.
Ya no hay nadie quien nos pare.
Entonces ahora
Caminamos y hablamos.
Entonces vamos en busca de nuestros
Padres, abuelos, tios, hermanos.
Por que nuestra mente sedienta de información
Necesita que le respondan a sus preguntas.
Por que entramos en la etapa del Por que?
La cual nos lleva a la niñez.
Vean tambien mi otro blog.
Hasta que el destino nos encuentre, viajeros del tiempo y del espacio.

5 comentarios:

  1. Interesante la forma en que describes ese proceso tan maravilloso de la niñez... de las preguntas que no se hacen esperar y de las dudas que necesitan respuestas. Amigo, y mientras más se va creciendo van llegando nuevas interrogantes....

    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Muy bonito y enternecedor tu texto y nunca dejamos de aprender.
    Gracias por visitarme y tu comentario en mi blog, respondes a lo que tus ojos vieron y tu corazon sintio
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Yo entre en la etapa del porque y, pese al paso de los años, no puedo salir de ella.
    Es un punto en contra, ya que me pregunto tanto pero tanto todo, que me pierdo de disfrutar más las cosas.
    Y otra cosa que me pasa, a pesar del tiempo, es que sigo teniendo miedo de caerme. Creo que eso va de la mano con tantos “porques”, no? Tratar de encontrar cierta seguridad en las respuestas.
    Seguridad que nunca se obtiene, claro.

    Besos y buen fin de semana!

    ResponderEliminar
  4. Ahora ya no pregunto el ¿por que? sino ¿para que? creo que estoy creciendo un enorme beso

    ResponderEliminar
  5. niñez que a veces conservamos inmaculada en la inocencia ya adultos

    ResponderEliminar