viernes, 23 de julio de 2010

REGRESAR


REGRESAR luego de un largo viaje, dejar los zapatos, nuestros pies libres de tanto caminar y el alma colgada en el placard de tanto peso en nuestros hombros, para distendidos disfrutar de nuestras familias y amigos.

Hasta que el destino nos encuentre, viajeros del tiempo y del espacio.

4 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Al menos para mì no hay sensaciòn màs placentera que sacarme el calzado y andar descalza por la vida... :)

    P.D.:Es increìble pero dicen que caminar descalzo por el pasto renueva la energìa...

    BESITOS REITERATIVOS

    ResponderEliminar
  3. Andar descalza.... maravillosa sensación.
    ¡Adoro viajar!
    besos!!

    ResponderEliminar
  4. que bien descrito el regreso, para todos aquellos que con cierta frecuencia tenemos que viajar y normalmente por motivos e trabajo la verdad es que me gusta mucho las sensaciones descritas, my bueno d verdad me ha gustado como siempre. un beso de este falsario.

    www.falsario.org

    ResponderEliminar