jueves, 6 de septiembre de 2012

1, 2 y 3 de Septiembre del 2012


1 de Septiembre del 2012.

Un año atrás este primer día del mes de la primavera fue como cualquier otro en mi vida, pero este no, ya que este día Verónica con quien empecé una amistad hace 8 meses, cumple un año más.

Así que el día arranque saludándola, trabaje toda la mañana y parte del medio día.

Una vez en casa almorcé y dormí un rato para recuperar energías para estar activo en la noche, ya en el colectivo camino a la casa de mi amor, no tuve mejor idea que improvisar algunas palabras como regalo, porque soy de los que creen que el mejor regalo es el que no se compra, sino el que se hace.

La noche fluyo y en algunos momentos fue muy emotivo, por citar uno de esos momentos fue el abrazo que nos dimos al llegar y el que se dieron con mi amor me puso la piel de gallina al ser testigo del cariño que en silencio se desplegaba frente a mis ojos.

2 de Septiembre del 2012.

11 am fue la hora en que nos levantamos, almorzamos y después del postre, salimos a caminar por el barrio bajo el brillante sol que nos regalaba una cálida tarde, nos detuvimos en la plaza unos minutos y volvimos a la casa a tomar un ricos mates.

3 de Septiembre del 2012.

Por falta de clientes en la zona que siempre hago, hoy estuve como diría un tango girando por el barrio de Belgrano y como en mi jornada tuve algunos momentos de tiempo libre, pude aprovecharlos para sacar fotos, otro método para registrar mis días y hacer arte, así sea plantando el tiempo en un momento inmortal sobre el papel.

Hasta que el destino nos encuentre, viajeros del tiempo y del espacio.

3 comentarios:

  1. Lo cotidiano, lo que queda en la memoria.Saludos!

    ResponderEliminar
  2. El placer de lo cotidiano que se vuelve extraordinario
    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Cuando el trabajo te permite meanejar de cierto modo los tiempos vale la pena aprovecharlos!!!

    BESITOS SOLEADOS :)

    ResponderEliminar