miércoles, 11 de diciembre de 2013

EN EL HOSPICIO




De raíces italianas por ende todas los domingos se juntaba toda la familia a comer los ñoquis que la nonna amasaba, estaban comiendo y hablando a los gritos en uno de conventillos de La Paternal cuando Luisa la joven en cuerpo de adolescente quedo con la mirada fija en Martin Pescador ( el perro de la casa) todo le hablaban, hasta la llegaron a sacudir un poco, pero nada, no reaccionaba hasta que dijo –Vos sos un hombre en cuatro patas y con mucho pelo, levántate y siéntate a la mesa todos se la quedaron mirando, cuando al primer ladrillo ya que no aguantaba más la vista fija, Luisa volvió a el tiempo y espacio.

Pensaron que sería esto nada mas, pero cada una cantidad de días, otra vez se perdía en su mente y se fue encerrando en si interior, los queridos buscaban una solución, pero ninguna aparecía, salvo la de ser internada.

Entre cuatro paredes con tan solo diez minutos para salir y ver el sol, ella vive pensando el perro no es solo perro.

BASADO EN: EN EL HOSPICIO de Pastoral (En el hospicio, 1975)

No hay comentarios:

Publicar un comentario