jueves, 27 de marzo de 2014

LA CARTERA QUE SE ROMPE



Caminaba tranquila y cantando, cuando se escucho un crujir, pero como no se dio cuenta de donde provenía siguió un paso delante de otro, hasta que el fondo de su bolsa cedió, cayó un zapallo que rodo hasta la vidriera de una librería, que al chocar con esta como el camaleón cambio de forma, ahora era un libro y indicaba la hora del té, con cariño lo levanto del piso, lo abrió y vio como todo el escenario se cambiaba, ya no estaba más en la gran ciudad, ahora caminaba por una gran plantación de té.










FOTO PERTENECIENTE A VICKY FERNANDEZ


http://www.traindevie.com.ar/2014/02/12-fotoshistorias.html

3 comentarios:

  1. A ver si a mí un día me pasa algo parecido... Besotes!!!

    ResponderEliminar
  2. !!Hola,Forbidden!

    Una maravillosa forma de acabar una calabaza,convirtiéndose en un libro donde la imaginación hace que todo sea posible.

    Una bonita historia.Muchos besitos y buen finde.

    ResponderEliminar